Gestión de equipos en trabajo remoto

A raíz del COVID-19, muchas empresas se han visto obligadas a adoptar la modalidad del trabajo remoto. Ya sean grandes, medianas o pequeñas empresas, el reto para todas es similar.

Según el primer estudio sobre trabajo remoto ISIL 2020, el 73% de las empresas peruanas no contaba con una política o estrategia para la adopción del trabajo remoto. Pese a ello, el 89% de las empresas trabajan de forma remota en la actualidad, de las cuales el 48% indica que uno de los principales riesgos asociados a esta modalidad de trabajo es la dificultad para gestionar sus equipos de trabajo.

¿Cómo mantener a un equipo motivado y productivo, conectado no sólo a una máquina sino con el negocio y sus objetivos, trabajando en equipo y sintiéndose parte de él?

En Te ayudo360 ofrecemos pautas que esperamos sean de utilidad.

Definir horarios de trabajo

Muchos sostienen que trabajan más horas de manera remota de lo que hacían antes de manera presencial. Esto se debe, en gran medida, a que no gestionan su tiempo eficientemente.

Los jefes tienen el rol importante de orientar a los colaboradores e inculcar disciplina para el logro de sus objetivos laborales y también de aquellos que les ayudarán a mantener armonía entre la vida profesional y laboral, aún en la coyuntura actual. Algunas recomendaciones:

  • Definir un horario fijo y comunicarlo al equipo.

  • Bloquear en el calendario de reuniones los momentos de almuerzo, antes y después de la jornada laboral, a no ser que se trate de una emergencia.

  • Respetar el horario de los demás, sus momentos de alimentación y descanso.

  • En la medida de lo posible, agendar reuniones cuando todo el equipo tenga disponibilidad (considerando el horario de los demás).

Fortalecer las relaciones interpersonales

El trabajo remoto no admite los llamados ‘momentos de pasillo’ o charlas amenas acompañadas de un café. De allí que resulta recomendable promover situaciones que permitan mantener frescas las relaciones interpersonales y, a la vez, demostrar interés genuino por el equipo.

Las preguntas sobre la familia, sobre las actividades del fin de semana, acerca de las dificultades que se van presentando y similares, ayudan a proyectar una imagen de empatía. Un gestor interesado por los colaboradores, procurará orientar y, en la medida de lo posible y pertinente, ofrecer alternativas de solución. Las actividades “online” destinadas a generar una mayor interacción entre los colaboradores suelen ser bien recibidas y aportan positivamente al sentido de pertenencia.

Recomendación: es importante no forzar las interacciones ni colocar a las personas en situaciones incómodas.

Estar presente

Es importante que el equipo sienta el liderazgo del jefe o de la dirección de la compañía.

Por ejemplo, programar reuniones por video llamada para contar sobre avances, resultados, proyecciones, planes, responsabilidades o para analizar logros y puntos de mejora, resulta útil para permanecer conectados, lograr identificación y pertenencia, proyectar liderazgo y presencia.

No olvidemos prestar atención a detalles tan simples como por ejemplo devolver las llamadas a los colaboradores. Son acciones que, además, demuestran respeto y consideración por la otra persona.

Recordemos que el liderazgo genera confianza que resulta fundamental para la productividad de los colaboradores y la consecución de los objetivos empresariales.

Incentivar el desarrollo profesional del equipo

El desarrollo profesional y personal es un motivador bastante fuerte en los seres humanos.

Podemos empezar con reuniones uno a uno, metodología sencilla de encuentros periódicos entre el colaborador y su superior. Tiene como objetivo dar seguimiento a las expectativas, motivar, desarrollo del trabajo y ajuste a la cultura organizacional de los miembros del equipo.

Aprovechemos esas reuniones para identificar fortalezas y oportunidades de mejora de cada uno de los colaboradores y crear un plan de acción. Adicionalmente, podemos empoderar a las personas, ofreciendo proyectos para ser liderados por ellos.

Otra manera, algo más distendida, de promover el desarrollo profesional tiene que ver con actividades como la de proponer que cada uno comparta un artículo o video de interés o que desarrolle un tema que resulte en aprendizaje colectivo.

Definir expectativas y proporcionar “feedback” efectivo

Ser claro con las expectativas que se tienen de cada colaborador, identificar fechas y formas de entrega de los trabajos encomendados.

Proporcionar feedback positivo cada vez que sea necesario (si es en público mejor) y retroalimentar sobre oportunidades de mejora de manera individual. La conversación con los colaboradores sobre su desempeño debe ser permanente y cordial.

Verificar temas técnicos y ergonómicos

Tener una adecuada conexión a internet, equipos informáticos en buen estado, soporte técnico, así como un espacio adecuado, ergonómico y funcional, son aspectos imprescindibles para el trabajo remoto y productivo. Es recomendable asegurar condiciones básicas para nuestros colaboradores.

¿Necesitas ayuda para tu negocio?

¡Nosotros nos encargamos por ti!

contacto@teayudo360.com

Te ayudo360

MBA Evelyn Montes Cuadra

Psicóloga organizacional


18 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo